“Ya hemos reducido nuestro nivel de error en recogida de 2.000 ppm a 800 ppm, pero hay mucha presión por parte de EEUU para llegar lo más cercano a 0 ppm como sea posible. Así que queremos dar a nuestra gente las herramientas para cometer menos errores”.

- Natacha Claessens, Gerente de Almacén en el Centro de Distribución de Gates

100 años de experiencia impulsando el progreso

Gates es un productor estadounidense de transmisiones eléctricas con más de cien años de historia. La compañía gana varios miles de millones de dólares en ingresos a nivel global por sus correas de transmisión, mangueras industriales y conectores hidráulicos. Estos productos se venden a la industria automotriz, de petróleo y gas, y una amplia gama de otras industrias, tanto para diseño original como para el mercado de post venta.                

Cerca de Gent, en Bélgica, Gates opera dos grandes centros de distribución, que se encuentran cercanos. De estos, Gates envía órdenes a clientes de toda Europa. Natacha Claessens es la gerente del almacén: "Nuestros dos centros de distribución envían cerca de 400 órdenes por día, digamos que 8.500 líneas de pedido. Eso equivale a 50 toneladas de productos al día. Para mantener este rendimiento, el mayor de los dos centros de distribución opera las veinticuatro horas del día, cinco días a la semana, en tres turnos de ocho horas".         

“Además, la logística es muy complicada, ya que suministramos a los distribuidores, pero también a los usuarios finales y a talleres. El tamaño de las órdenes varía desde paquetes pequeños hasta camiones completos”.

Cada error de recogida representa un costo de 125 Euros

Con cualquier actividad de recolección de orden considerable, los errores de recogida son un problema con el que uno se enfrenta constantemente. Los centros de distribución de Gates son presionados desde los niveles de administración más altos para reducir sus márgenes de error. "Los errores de recogida son un problema costoso debido a la pérdida de satisfacción del cliente, y también por el costo muy real: hemos calculado que cada error de recogida representa un costo de 125 euros, debido a envíos adicionales y gastos administrativos".

“Ya hemos podido reducir nuestro margen de error a 800 ppm a nivel de línea de pedido, pero hay mucha presión por parte de EEUU para acercarnos a 0 ppm tanto como sea posible. Así que queremos dar a nuestra gente las herramientas para cometer menos errores. El sistema de pesaje móvil de RAVAS es esa herramienta".

Ahorros considerables en los costos al comprobar las líneas de pedido por peso

En Gates, los camiones de recogida de STILL están equipados con horquillas para pesaje de RAVAS y con una terminal inteligente para pesaje de pantalla táctil. La terminal tiene una base de datos que contiene los pesos por pieza de todos los SKUs en los CDs. Después que el operador ha recogido los artículos en la línea de pedido y los ha agregado al palet en las horquillas con báscula, escanea el código de barras del producto, este escaneo del código de barras identifica el artículo en la base de datos de la terminal; la terminal utiliza entonces el peso de la pieza del artículo para traducir el aumento de peso en las horquillas en una serie de artículos recogidos y muestra este número en la pantalla, esto permite al operador verificar si recogió el número correcto de artículos. Cualquier error es corregido en el punto en donde cuesta menos: en el lugar donde se realiza la recogida.

Natacha Claessens: “Nuestra justificación económica para los sistemas de pesaje se basa en la suposición de que vamos a realizar un considerable ahorro en los costos, no sólo por reducir el número de errores de recogida, sino también por eliminar las inspecciones finales. Estos, ahora son realizados en un FTE de año y medio que luego podemos desplegar en forma productiva en otros lugares. Eso ahorrará 60.000 euros adicionales por año".

Los sistemas de pesaje van en línea con Red Prairie Dispatcher

El proyecto de pesaje móvil todavía ofrece amplias oportunidades de optimización. “En este momento el sistema de pesaje sigue operando de manera independiente. Utilizamos dispositivos portátiles para comunicar los pedidos a los operadores. El siguiente paso será hacer que la terminal de pesaje se comunique directamente con nuestro Dispatcher WMS, a través de nuestra red WLAN. Todo el hardware necesario ya está presente en las terminales para el pesaje. Al final, casi todos los recogedores de pedidos de nuestra flotilla estarán equipados con un sistema de pesaje en línea”.

“Tenemos una cooperación exitosa con RAVAS, la interacción se da muy fácilmente. Ya hemos pasado por un programa de desarrollo con este proyecto. Todas nuestras solicitudes son tomadas en consideración, realmente sentimos que RAVAS es un socio que piensa junto con nosotros".

Gates-Logo

 

COMPANY
Gates


LOCATION
Gent, Belgium


APPLICATION
Selección de pedidos


Selección de pedidos
El rendimiento en la selección de pedidos depende de dos cosas: velocidad y precisión. Los errores implican una carga para la organización, porque cuestan tiempo, dinero y prestigio. Pesar en carretillas la selección de pedidos ayuda a prevenir errores de recogida. Si se señala un error, el recoge-pedidos puede reaccionar inmediatamente y corregir el error en donde el costo es menor: en donde se realiza la recogida. Si se utiliza la báscula integrada en su modo de conteo, el recoge-pedidos también puede leer en la pantalla cuántos artículos ha recogido en la línea de pedido, esto aumentará su velocidad de manipulación y reducirá la posibilidad de errores de conteo.

¡Suscríbase ahora!

Suscríbase a todas las noticias de RAVAS ahora.

Charlotte Maassen